Explorando los bajos fondos de Alyssa Cole

Siendo sinceros nadie daba un solo céntimo por Alyssa Cole al comienzo de su carrera pornográfica. De hecho, se desfloró analmente en una productora de escasos recursos como es Holed porque nadie apostaba por ese atractivo rechoncho y con exceso de carne tan característico que posee. El tiempo rompió una lanza a su favor y la industria descubrió a una talentosa joven con un gran empuje a pesar de que su estética no sea normativa. Es ahora cuando estudios internacionales como Hard X se pelean para que exhiba su cuerpo en sus sets de rodaje moviéndose en sintonía con el sexo más duro marca personal de la casa. A falta de descubrir todo su potencial ya se entrevé que en los próximos años tendrá una relevancia pornográfica ganada por méritos propios.