Un matrimonio homosexual no es un matrimonio

¡Me gusta!

Ante todo que vaya por delante que no me considero una persona de derechas ni de ideologías extremistas, soy más bien un intelectual con ideas eclécticas y no un borrego de la masa. Creo que para hablar sobre el matrimonio homosexual que se ha vuelto a ponder de moda gracias a que en EE.UU ha permitido una ley para que se puedan casar en todos los estados, se debe tener una mínima formación que no se base en prejuicios ni adoctrinamientos sociales.

El matrimonio es una ceremonia, un ritual que no puede ser sacado fuera de la idea de creer en Dios. Es por tanto que si no crees en Dios no puedes creer en matrimonio, no hay más tutía. Por eso yo no creo en el matrimonio civil, ni el matrimonio heterosexual ni el matrimonio homosexual, poque esa unión civil no es lo que significa el verdadero matrimonio que es la unión de dos personas ante los ojos de Dios, unidos por un amor conyugal y no un amor genérico y vulgar que tan de moda se ha puesto ultimamente por culpa de las películas de Hollywood. El matrimonio civil solo es un acuerdo tácito entre 2 personas de cara a la burocracia y a los trámites jurídicos, no simboliza más que una hipoteca con el banco.

Un matrimonio homosexual no simboliza nada

Otro punto importante es que la finalidad del matrimonio es tener hijos y formar una familia, ¿qué familia pueden formar 2 homosexuales? ninguna, y cualquier intento de crear una solo dará frutos a personas con graves alteraciones de la realidad que no han tenido 2 figuras, una mujer y un hombre, para un óptimo desarollo de la personalidad. Actualmente ya se estan viendo los primeros resultados de niños adoptados por parejas homosexuales y no son muy esperanzadores, hay de todo, desde carencias afectivas hasta una pérdida total de identidad sexual.

La homosexualidad no es otra cosa que una anomalia biológica del ser humano, eso en el mejor de los casos. En el peor de ellos se trata de un trastorno de afectividad causado por traumas en la infancia que guardan relación con la figura paternal. Pero claro, esto no lo van a sacar en los medios de información, porque si dices la verdad te tachan de carca, casposo y facha. Al parecer la verdad es una moda y hoy en día la moda no va por ahí.

Todos los acólitos defensores de que el matrimonio homosexual es tan lícito como cualquier otro, solo son pobres diablos sin educación y cultura que se dejan tambalear por las voces populistas para no pensar demasiado. No se puede defender el matrimonio homosexual en base al amor porque cualquier persona podría aludir a él para justificar la unión de lo que sea, persona-perro, tres o cuatro personas juntas, persona-periquito, porque señores quién no quiere a sus mascotas, y si la mascota también te quiere a ti, ¿por qué no se pueden casar un perro con una persona? Hay amor, dirán y cualquier estupidez sin sentido. Así que a los ignorantes primero aprended lo que es el matrimonio y luego venid a dar lecciones.

Así que si los homosexuales quieren hacerse los machotes y aparentar ser “normales” que firmen lo que quieran, pero que sepan que nunca lo serán, mejor les iría aceptando lo que son, personas con una conducta alterada. Por cierto, eso de que los homosexuales tenían menos derechos es una falacia, tenían los mismos que el resto porque que yo sepa nadie podía casarse con una persona del mismo sexo, otra mentira más del lobby homosexual.


Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Menú Porno