in

La primera doble penetración de Kay Carter

Las nuevas generaciones de novatas y adolescentes que entran en la industria de adultos no pierden el tiempo para deshacerse de sus primeras veces. Están ansiosas de abrirse a rimbombantes maniobras sexuales y entregar sus todavía virginales orificios al servicio del mejor postor. De esta manera, la última en caer en la tentación y probar la manzana de la doble penetración en tiempo récord ha sido Kay Carter, una pornostar que en solo 6 meses ha demostrado una celeridad anal impropia para una veinteañera. El pecado carnal fue cometido en un estudio atípico para estos esperados estrenos, Bound GangBang de Kink, pues son especialistas en variantes BDSM y no en sandwiches de novatas. Aun así, estamos ante una escena que simboliza un gran paso al frente en su relación con el porno.