in

Sadie Hartz: una pequeña estrella de gran corazón

Si en Tiny4K son fieles aficionados a exponer pornostars manejables de cuerpos pequeñísimos, con la novata Sadie Hartz han roto todos los moldes. Estamos hablando de una primeriza de este 2020 que llega a la industria con solo 140 cm de altura. Una estatura que posiblemente la conviertan en la actriz porno más bajita de la historia. Original de Alabama y con una intrigante belleza confinada en un cuerpo diminuto Sadie es la debutante más carismática de estas fechas por razones que saltan a la vista. Creo, sin riesgo a equivocarme, que destacará muy por encima de Piper Perri (1,45 m) o Kenzie Reeves (1,47 m) si sabe dar uso a su compacto físico de perfil monotemático: rubia con trencitas y tan escueta que tiene el pecho plano. De momento aquí la tenemos gozando para el Día de San Patricio ante una polla que aunque sea de dimensiones estándares le supone un gran reto.