in

Sofi Ryan cae en los dominios sexuales del sucio Ryan Madison

Cuando redactamos la interminable lista de actrices porno que no han sucumbido a los placeres del anal se nos olvidó incluir a Sofi Ryan. Una ausencia más que justificada por la sencilla razón de que sus sensacionales pechos naturales nos embriagan por completo, cortando el riego sanguíneo a nuestro bulbo raquídeo (centro neurálgico de la cordura humana). Y es que su pechamen es una auténtica locura y una obsesión de muchas compañías como Blacked que la persiguen para ofrecerle un suculento contrato. El último que ha echado el guante a su curvilínea delantera ha sido el agresivo Ryan Madison, que tenía clavada una espinita con practicarle una buena paja cubana y se la ha llevado a 5KPorn —el estudio clandestino del emporio de PonrFidelity que no controla su mujer, Kelly Madison— para quedarse bien a gusto.