in

Un primer anal desapercibido de Emily Addison

A Emily Addison no le surtió efecto grabar su primera penetración anal en la plataforma amateur de Camsoda, el mismo portale de webcams eróticas donde eligió filmar su trasvase heterosexual. La siempre efectiva maniobra de marketing de vender su debut anal resultó mediáticamente estéril y sus niveles de audiencia se mantuvieron bajo mínimos durante toda su retransmisión. Por lo visto, la starlet de Hollywood es una mala estratega que ha extraviado su carga erótica debido a que no puede devolver a su carrera la gloria perdida de su época dorada. Aquellos años donde se refugiaba en el porno lésbico comiendo coños sin parar y era una reputada modelo erótica que ocupaba las portadas de la revista PentHouse.