in ,

Los primeros frutos de alto nivel de Kayla Kayden

La carrera pornográfica de Kayla Kayden tomó un nuevo rumbo desde que en 2018 se involucrara sentimentalmente con el actor y director Toni Ribas (incluso han tenido un hijo en común y trabajan juntos en Onlyfans). Y es que después de estar alejada del negocio durante casi tres años, Kayden regresó a la industria yanki con un nuevo enfoque profesional: un físico de Barbie operado muy de la vieja escuela, deshaciéndose de su anterior contrato con la incompetente agencia OC Modeling y marcando en el casillero toda práctica sexual que gusta de forma unánime entre el sexo masculino, es decir, gangbangs, doble penetración y anales.

De alguna manera, la exconejita de Playboy está recuperando el tiempo perdido y los primeros frutos de este cambio radical en su imagen y actitud están apareciendo en el estudio Elegant Angel, la misma compañía con la que filmó «Sister Sister», su 1ª blowbang junto a su hermana real, la también pornostar Kendall Kayden. Nos referimos a «Club Elite 5 – Interracial Edition», la popular serie de sodomía, en donde la que es una de las actuales MILF de oro expone con más determinación sexual que nunca el enfoque renovado al que se ha sometido.