mascota web

Leigh Raven y Nikki: un matrimonio de bisexuales metido al porno

Aunque el feliz matrimonio conformado por la pareja de pornostars Leigh Raven y Nikki Hearts no pertenezca a la corriente más mainstream del porno, ambas son muy queridas en foros especializados que toquen el tema de las ideologías de género. Su exagerado look alt porno asusta a los pornófilos más tradicionales, si a esto le sumamos esa transformación a lo andrógino que ha sufrido Nikki con el paso del tiempo por sentirse genderqueer se explica su rechazo. Aún así este binomio alternativo de bisexuales poseen un férreo núcleo de seguidores, especialmente en el jardín variopinto de Burning Angel, territorio de las dinámicas sexuales que no encajan. En esta ocasión van a trabajar codo con codo para salir de su rutina invitando a un aforamericano y haciendo trío de tres personas cada uno con una distinta identidad sexual.