in ,

La última felación amateur de Marsha May

Se dio a conocer en el lejano 2015 cuando irrumpió en la lista de nominadas a los XBIZ y al poco tiempo ya estaba codeándose con las mejores estrellas en escenas grupales donde la química era requisito indispensable. No fue hasta un año después cuando la industria comenzó a reconocer su valía en contratos donde ella era el centro de atención (su punto de inflexión fue en la hardcore «Inked Angels #6»). Y es que nadie se resistía a ese rostro de niña pija de papá que ansía romperse el ano con el rebelde de clase. Poseía un culo cincelado en marmol que hacía las delicias de los culófilos de toda la galaxia. Desgraciadamente sus problemas con la justicia, fue arrestada por motivos que desconocemos, la alejaron definitivamente de la industria de adultos profesional y lo único que graba es para su canal de Onlyfans. Nosotros hemos rescatado uno de esos vídeos cortos que rueda para sus seguidores para ver cómo anda y tenemos que decir que muy desmejorada y con un notable sobrepeso. Al menos es una mamada casera, una de sus especialidades sexuales.