in

La vitalidad pornográfica del sesentañero Steve Holmes

Aunque la especialización de nuestra web JaqueMateAteos no sea rendir homenaje a los actores masculinos a veces tenemos que cambiar el chip y poner el foco de atención en figuras repletas de testosterona dignas de mención. Serán extraños mis gustos pero celebro mucho la vitalidad pornografica de hombres de más de 50 años como son Steve Holmes, Mark Wood, Jules Jordan, Sean Michaels, Brad Armstrong, Ron Jeremy, Lexington Steele o el mismísimo semental italiano Rocco Siffredi. Performers masculinos que encajan como un guante en producciones Filfs (aquellas donde los cuarentones encarnan papeles de sedutores padrastros) y que nada tienen nada que envidiar a las erecciones más juveniles de la industria de adulto.

Steve Holmes es un caso muy especial. El rumano de Transilvania que con su estaca se ha percutido a más de 2000 hembras a lo largo de sus más de 20 años de carrera tiene en su filmografía auténticas joyas como aquel encuentro de Steve Holmes con Gianna Michaels donde demostraron una sexualidad a prueba de guantazos. O el brutal correctivo que aplicó a Emily Willis dejando claro que la experiencia es un grado. Estamos hablando de un hombre que todavía puede domar al cuerpo arrollador de Olivia Austin,una mujer de sexualidad exuberante que a la mayoría de nosotros le haría correrse en un suspiro.

Steve posee cientos de películas con su nombre, miles diría yo, y una actitud y disposición 100% admirable por mantenerse activo aún, por el desgaste de todos estos años en los que ha trabajado incesantemente y sin descanso (los hombres suelen grabar más que las mujeres ya que siempre son pocos) siempre al pie del cañón. Por algo este sesentañero tiene en su poder dos  premios al «Intérprete Extranjero Masculino del Año» por parte de los AVN Awards.

La verdad es que son pocos los hombres que alcanzan esa edad y pueden seguir activos manteniéndose potentes durante todo el metraje de la escena. Todavía es mas complicado conservar la potencia y la vitalidad de manera natural, de ahí que tengamos que mencionar el inconveniente que el «muelle» ya no les salte, y no es buen consejo tirar de pastillas, que eso es un arreglo de momento, a la larga da mas problemas.

Aun así son el vivo ejemplo de que el sexo no muere con los años, al contrario, se logra hacer hasta más interesante ya que se está añadiendo experiencia, lo que tiende a dar como resultado más calidad pornográfica, aunque con alguna que otra ayuda química, todo hay que decirlo.