mascota web

Dos tetudas desde la República Checa

De sobras es sabido que desde la República Checa se incorporan cada años preciosas mujeres de formas armoniosas a la industria del porno. Sin embargo, de vez en cuando aparecen especímenes femeninos con unas características superlativas únicas que rompen el canon estético por sus abruptas formas. Estamos hablando del descomunal tamaño de los senos de algunas actrices, que como una bondad genética se les ha otorgado. Sus bustos son para muchos como una fruta prohibida con pezones flexibles, una especie de droga visual que no puedes dejar de mirar. Los nombres de estas tetonas son Angel Wicky (portada de la revista Playboy) y Krystal Swift que han aunado fuerzas para DDF Network y pretenden a golpe de pecho conquistar nuestras pollas empalmadas. Si después de verlo te quedas con ganas de más pectoral es que estás enfermo.