in

La última cena orgiástica de Tori Black

Continuamos nuestro particular ‘tour de force’ redescubriendo el talento de Tori Black para recordar a los lectores aquella época en la que Greg Lansky provocó ríos de bilis entre los cristianos de medio mundo. Cuando se inspiró en la cuadro más famoso de Leonardo da Vinci para rodar el capítulo final de «After Dark»: una macro orgía de las que tocan la fibra sensible. El director erótico francés dio un paso más allá en su cruzada artística y grabó, para su estudio Vixen, ésta adaptación pornográfica del famoso mural «La Última Cena» junto a un elenco de superestrellas inigualables: Tori Black, Angela White, Abella Danger, Mia Malkova, Kira Noir, Vicki Chase, Ana Foxxx y Jessa Rhodes.

Y no solo lo decimos por ser una clase de porno hecho arte, en el que se mezclan elementos sexuales con los pasajes más sagrados de la Biblia, también por retratar fielmente el innegable virtuosismo de la pornostar de Seattle. Posiblemente fue su mejor escena tras el fulgurante regreso que protagonizó en 2017. Una fastuosa bacanal que sacó lo mejor de la superestrella ambientada en el mundo nocturno de Los Ángeles, donde el pecado es la fantasía más perversa.

Esta particular versión del conocido fresco religioso, se convirtió en una de las orgías más impresionantes de la década y una de las propuestas más potentes de la filmografía de la actriz. Una secuencia multitudinaria que pasó a los anales de la historia pornográfica y fue galardonada con tres galardones individuales en la ceremonia de los AVN Awards 2019: mejor cinematografía, mejor drama y mejor escena de sexo en grupo.