in

Angela White y Jada Stevens: la fusión perfecta entre tetonas y culonas

El primer segmento de la película «Jada Loves Gonzo» (2022) es el colofón perfecto para fusionar en pantalla a dos pornostars propietarias de anatomías rabiosamente antagónicas. Y es que si Angela White puede presumir de poseer los mejores pechos naturales del porno yanki (su armonía morfológica es inigualable), Jada Stevens se vanagloria de tener uno de los mejores culos del panorama mundial, con todo un séquito de empedernidos culófilos acosándola. Un dúo pornográfico explosivo que pasará a los anales de la historia por unir sus fuerzas para destruir sexualmente a Jules Jordan, el archiconocido productor que tiene un estudio de nombre homónimo. Imposible decidirse entre los movimientos pélvicos del mastodóntico trasero de Jada, de mareante movilidad, o la aterradora perfección de las curvas mamarias de Angela.