in

El erotismo de Ariadna Gil, la actriz española de «Belle Époque» (1992)

La actriz Ariadna Gil (52 años) dejó una profunda huella erótica en el cine español. Un rastro que se extiende desde que el director Fernando Trueba expusiera su belleza delicada en la galardonada película Belle Époque (1992). Una mujer alta, esbelta y tremendamente atractiva que fue descubierta por el polémico Bigas Luna cuando tan solo tenía 16 primaveras (1986). Desde entonces, Ariadna nos ha regalado dosis de erotismo sin malicia gracias a su inconfundible mirada achinada, a su sonrisa que desarma a los enemigos y a su dulzura permanente dibujada en su rostro.

Ases para fabricar los personajes que le han preparado Trueba, Martínez Lázaro, García Sánchez o Ricardo Franco en esa «Lágrimas Negras» póstuma rebosante de escenas sexuales. De ahí que se ha puesto en la piel de protagonistas que tenían que salir en cueros menores en docenas de películas. Sin embargo, su radiante belleza orientalizada oculta una de las infidelidades más sonadas del mundo del cine: la infidelidad a Fernando Trueba (su marido hasta 2008) con la estrella de Hollywood Viggo Mortensen. Una deslealtad que le costó el matrimonio.

Da la casualidad que también comete infidelidades en la pequeña pantalla, como en la vida real. Estamos hablando de la serie «Cuéntame cómo Pasó» donde es ‘la otra’ en el matrimonio de Antonio Alcántara (Imanol Arias). Su papel en la serie de ficción de TVE le valió para convertirse en una mujer odiada en toda España al ser una intrusa en el idílico matrimonio de los Alcántara y siendo la culpable de los cuernos de Merche.

La actriz española protagonizó uno de los affair más polémicos en el círculo de actores nacionales. Tan escandaloso que todavía resuena en las revistas del corazón y que se inició en la película española «Alatriste» (2006), cuando compartió cartel con Mortensen y se enamoró hasta el tuétano. Pero no vamos a detallar su vida privada sexual, sino sus escenas de cama en la ficción y el sexo que ha tenido frente a la cámara. 

«Lágrimas Negras» (1998)

La película «Lágrimas negras» fue rodada en 1998 cuando la actriz gozaba de plena popularidad. Su excepcional talento artístico consigue convencernos a todos de que es una desequilibrada violadora que consigue enamorar a una de sus víctimas. Por cierto, compartió protagonismo con Elena Anaya, otra famosa que le gusta folletear y es asidua a los desnudos cinéfilos.

Escenas sexuales de «Belle Époque» (1992)

La atractiva catalana es una de esas mujeres de rostro angelical que, a pesar de haber cumplido ya sus 52 años, sigue despertando el mismo morbo. Un morbo que inmortalizó en aquella escena de «Belle Époque» (1992) donde se le ven sus majestuosos pechos. Por algo obtuvo el Premio Goya a la Mejor Actriz.

Ariadna Gil desnuda en «Libertarias» (1996)

Los desnudos de Ariadna Gil son un punto y aparte. Más todavía este perteneciente a la película de Vicente Aranda «Libertarias». Y es que la actriz española pertenece a la secta del matojo, con un abundante matorral velludo en la entrepierna que asusta hasta al más osado. Nos traumatiza que esa cara tan pulcra de niña buena que tiene Ariadna pueda estar relacionada con esa pelambrera de ahí abajo. Y no es escusa que interpretara a una monja durante la guerra civil española, ¿o es qué las novicias no se acicalan sus partes púdicas?

«Amo tu Cama Rica» (1991)

«Mal De Amores» (1993)

«Malena Es Un Nombre De Tango» (1996)

«Nueces Para El Amor» (2000)

«Segunda Piel» (1999)

«Sola Contigo» (2013)

«Solo Quiero Caminar» (2008)

Las fotos más eróticas de Ariadna Gil: