in

Kayley Gunner, el nuevo icono sexual de la directora Mason

Kayley Gunner se acaba de convertir en el centro de atención de un nuevo monográfico de la factoría Hard X (OL Entertainment) llamado «Sexual Icons». Una obra pornográfica dirigida por la cineasta Mason que conduce inexorablemente a la starlet de Hawai al límite orgásmico. Más allá de las intenciones sexuales en las que fue retratada en Blacked. Su actuación es inolvidable, ya no solo porque se está ensanchando que da gusto, sino por ver como capturan su energía sexual. Y es que la forma de cabalgar de esta exmilitar del ejército de los EE. UU —el apellido «gunner» significa artillería en castellano— es un golpe de efecto espectacular para destronar el ranking de mejores actrices porno. Sin duda alguna, estamos ante una máquina de follar con precisión milimétrica.