Leigh Raven estrena su primera doble penetración

El futuro del porno se postula en posesión de la estética alternativa, véase starlets con docenas de perforaciones, cuerpo entintado y pelo estrambótico. Si a esto le sumamos una lengüa bifida diseñada con bisturí nos da como resultado a la impresionante y siempre fetish Leigh Raven. La pornostar es noticia por haber presentado en sociedad su primera doble penetración (refresquemos la memoria que a finales de 2017, Tushy, cedió a su cuerpo pintado para que grabara con ellos su primer anal). Ahora ha sido desde Evil Angel quien le ha servido esta nueva oportunidad de ascender en la industria americana de adultos como ya hicieron Adriana Chechik o Katrina Jade, la única productora que no le preocupa la fama de mete mierdas de la gótica actriz por haber acusado a los negratas de Dogfart Network de violación sexual. El showcase titulado ‘Leigh Raven Prove Something‘ ha sido dirigido por el mismísimo director del estudio, Stagliano, y el honor de penetrarla es de dos españolazos, Ramon Nomar y Toni Ribas.


Más porno relacionado: