in

El «Pornochic» de Avi Love y Clea Gaultier

La serie «Pornochic», de la exclusiva productora francesa Dorcel Club, se ha convertido en un referente en el mundo de adultos por mezclar sexo duro y esteticismo de forma magistral. La última entrega de la saga ha sido protagonizada por Avi Love y Clea Gaultier, y aunque el aterciopelado sexo filmado del aclamado director francés Marc Dorcel no encaje del todo en la filmografía de Avi —la pornostar desde hace unos años ha ido exhibiendo sesiones sexuales multitudinarias y de penetraciones múltiples— la starlet americana viene a representar la suciedad necesaria para sintetizar estos dos géneros sexuales antagónicos. Es la contrapartida ideal de su hermana artística, la finura parisina de Clea, que basa todos sus argumentos en una sola cosa: elegancia clásica que sella su identidad europea. Ambas serán dos artesanas rodeadas de los conocidos rasgos estéticos del pornógrafo: los bajos fondos de la inmoralidad burguesa rodeados de lujuria.