in

La belleza de Skye Blue vista de cerca

En su momento explicamos que el secreto del talento de Skye Blue radica básicamente en una sensualidad innata (su mirada transmite una seguridad intimidatoria muy a lo Eva Green) y en esa delantera perfectamente esculpida para el pecado. Una pornostar de extraordinaria belleza destinada a ser la musa de estudios eróticos como Nubiles o Hegre-Art donde el sexo se aproxima más a una obra de arte refinado que a un vulgar momento de bajas pasiones. No obstante también hay hueco para esta preciosidad rubia que nos evoca sensaciones celestiales en otros portales destinados a magnificar ciertas partes de la anatomía femenina. Nos referimos al punto de vista anguloso y cercano de JaysPOV en el que las tetonas como Skye siempre son recibidas con una cálida bienvenida, aunque en este caso se trate de un masaje con follada incluida.