in

Anita Dark: la otra belleza húngara metida al porno

Si hace unos meses rememorábamos la figura de la pornostar húngara Anita Blond como el epítome de mejor pornostar europea perfecta de la época vintage ahora toca hacer lo mismo con otro amor platónico de millones de cuarentones de todo el mundo: Nos referimos a la morenaza de Anita Dark, otra Miss Budapest metida al porno que hizo las delicias de los pajilleros que pirateaban el Canal +. Corrían los años 90 y su impresionante belleza se exponía en compañía de «la otra Anita» porque solamente ella podía competir directamente con la divina simetría física de su amiga húngara rubia, ya que de hecho también provenía de Hungría. Ambas formaron un tándem sexual de lo más demoledor, la rubia y la morena follando juntas.

La historia de cómo esta modelo llamada Anita Perger llegó a la industria de adultos europea está llena de curiosidades y sorpresas desagradables, como el hecho de que se sometiera a una reducción de pecho a los 19 años porque según ella sus tetas eran demasiado grandes para verse en el cine.

Su cuerpo trasmitía una dulzura y sensualidad difíciles de conseguir en una mujer, cualidades por las cuales rápidamente fichó para productoras como Private y motivo por el cual directores aclamados como Marc Dorcel apostaron por su elegancia escénica para incluirla de el vanguardita porno europeo.

En su filmografía nos encontramos clásicos vintage que van desde 1994 (año de su debut pornográfico) hasta bien entrada la década del 2000. Protagonista de populares films como «Cronaca Nera 3: La Clinica della Vergogna», «Pretty Girl», «Amnesia», «Figa da Morire»‘, «Indécente aux enfers», «Le Fetichiste», «Innocenza Perversa» o «Les Contes Immoraux» sumando un total de 184 títulos que son de visionado obligatorio.

Su popularidad y ganas de comerse el mundo alcanzaron tal grado que pronto se le quedó pequeño estar encerrada en el viejo continente y en 1997 cruzó al otro lado del charco para empezar sus andaduras en el porno americano realizando anales en varias películas pornográficas. Inesperadamente Anita Dark a comienzos del 2000 decide dejar de hacer escenas heterosexuales para pasar a una etapa donde solo graba sexo lésbico y escenas suaves en solitario.

Posiblemente esta decisión de dejar el porno hétero haya sido tomada porque algún millonario la retiró del porno casándose con ella, por culpa de la vida conyugal. Aun así nosotros estaremos eternamente agradecidos a la carrera pornográfica de Anita Dark, que según la base de datos de IAFD hasta hace un par de años (2018) seguía en activo en webs lésbicas y de masturbación.