in

La delicada belleza softcore de Freya Parker

La novata Freya Parker debutó en la industria de adultos americana con la inestimable ayuda de ser un clon de la belleza hegemónica de Little Caprice. Un parecido más que razonable que impulsó su carrera y la metió de lleno en el mismo subgénero por el que suele transitar la citada diosa checa: el inestable porno para mujeres. No en vano, solamente realiza escenas lésbicas, en solitario o de índole softcore, siendo la típica modelo refinada, de perfecta simetría y buenos modales, cuyos encuentros sexuales están salpicados de gemidos agudos. Lo último que hemos visto de esta esbelta ninfa es que galopa libremente por Erotica X, el brazo suave de XEmpire.