in

Jia Lissa y Lacy Lennon: la erótica de las pelirrojas

Aunque las pelirrojas naturales con los ojos azules son mutaciones extrañísimas para la ciencia —2% de la población mundial—, han resultado ser una auténtica bendición para el porno. Y es que el erótico fenotipo juega en las grandes ligas de la pornografía más selecta gracias a esa estética distinguida que trasmite. En Vixen, saben muy bien apostar a este caballo ganador (si el negro es el color de la ruleta en el casino, el rojo fuego es el del porno) y de vez en cuando combinan a varias de estas prodigiosas de la naturaleza para que con sus rojizas melenas enciendan los ánimos de los pornófagos. Jia Lissa y Lacy Lennon son dos pelirrojas de pura cepa ampliamente conocidas en esta santa casa y hemos dejado claro que la primera es una moscovita de delicada piel de porcelana que todavía permanece inmóvil en el sexo softcore, mientras que la americana Lacy ya ha mostrado su cara más extrema en las mazmorras de Kink.