Britney Amber es una reincidente en las afroganbgans

Rodar en exclusividad con actores afroamericanos es una práctica que muchas pornostars han realizado para subir caché y lograr reputación en el competido negocio de la pornografía. Britney Amber no es la excepción de esta norma, sumándose así a la moda de grabar gangbangs y blowbangs con varios negratas que harían avergonzarse a un caballo en cuestiones de tamaño. Esta nueva tendencia al alza la viene repitiendo desde 2017 en estudios tan diversos como DogFart Network, KinkDevil’s Film. De esta forma ha logrado subir en la jerarquía pornográfica combinando su buen hacer con extenuantes sesiones de sexo tan activas como atrevidas hasta para la más experimentada starlet metida en el porno. Esperemos que esta costumbre adquirida no decaiga con el paso del tiempo y siga luciendo su cuerpo en vídeos raciales.