in

Las pornoaventuras de la española Pamsnusnu, una chispa de la vida que lo peta en lado amateur

Agarraos que viene curva. La polémica camgirl Pamsnusnu es una de las pocas representantes españolas que lo está petando en el ala amateur de Pornhub, ManyVids, Onlyfans y aledaños. Tenéis que verla. Una divertidísima morenaza que tira de extravagancia y rollo outdoor hasta el punto de practicar sexo alocado en lugares públicos como playas, parkings y parques. Le excita follar por rincones de alto riesgo de exposición. Su delirante propuesta va mucho más allá de las clásicas guarrillas exhibicionistas y sus shows imaginativos tocan variopintas prácticas sexuales: tríos en parejas, cosplay erótico y la especialidad de la casa, ocurrentes juegos de roles.

De esta manera, Pamsnusnu es una aficionada al guarreo preparada para cualquier contingencia. Una propuesta refrescante que copa los primeros puestos mundillo de la webcam y del porno amateur, llegando a ser el Nº 62 en la lista de PornHub. No en vano, ha sido bautizada como la nueva promesa española del lado semiprofesional de la industria de adultos y no tiene nada que envidiar de parejitas amateurs de la talla de Made in Canarias o MySweetApple, ilustres ejemplos del mundillo.

El sufijo de su nombre artístico es una clara referencia a la famosa serie de animación «Futurama», donde acuñaron el término «Snu-Snu» como un ‘castigo’ que se aplica a los hombres y que consiste en tener relaciones sexuales hasta la muerte. Es decir, un polvo mortal. Toda una declaración de intenciones las de esta morbosa española que podríamos enmarcar en la pornografía de vanguardia. Para prueba el contenido de muchos de sus vídeos privados, donde se masturba furtivamente por la calle, a escondidas por los edificios y hasta en probadores de tienda de ropa. A veces hasta con semen chorreando por el rostro para ver la reacción de los transeuntes. La práctica del cumwalk.

Desde JaqueMateAteos estamos enamorados con la capacidad descomunal de Pamsnusnu para sorprender a su audiencia, de interpretar personajes cachondos, de ser la chispa de la vida de la península Ibérica, de su mirada pícara que delata su pasión nerviosa y, sobre todo, de auténticas perlas que nos hemos encontrado en su contenido privado.